Warhammer y las pieles de animales muertos

Uno de los grandes errores de nuestra sociedad es la continua confusión entre realidad y ficción; entre personaje y actor; entre protagonista y escritor… Mucha gente no sabe diferenciar una cosa de otra y puede acabar odiando o amando a alguien… que no es. Habría millones de ejemplos con los que ilustrar esta afirmación mía, pero hoy me centraré en una sola: el universo Warhammer.

Los personajes belicosos de Warhammer

#Warhammer

Warhammer, temblando por una carta de PETA

No me gustan estos juegos de Warhammer, aunque en definitiva no soy mucho de juegos ni videojuegos en general, pero tampoco tengo nada en contra de ellos. Además, hay que reconocer que las figuras de Warhammer tienen su aquel en el cuidado de los detalles.

Pero Warhammer sí, o Warhammer no, lo que realmente me parece ridículo hasta el delirio es lo que algunas organizaciones hacen para, supuestamente, defender sus creencias o ideologías. En esta ocasión el ridículo más espantoso lo hace la organización animalista PETA que ha remitido una carta a los desarrolladores de Games Workshop (responsables de Warhammer) para que eliminen de sus figuras lo que parecen ser pieles de animales.

El argumento de PETA contra Warhammer:

Cubrirlas con lo que parece una réplica de un animal muerto envía el mensaje de que usar pieles es aceptable.

Ninguno de los sangrientos conflictos del devastado universo de Warhammer podría competir con la terrible realidad que los zorros, visones, conejos y otros seres vivientes experimentan a manos del comercio de pieles.

Curiosamente, esta asociación que dice lo de que el uso de las pieles en personajes de ficción envía un mensaje de que usar pieles es aceptable, en ningún momento se molesta por las enormes armas de guerra que estos mismos personajes llevan. ¿No es eso una contradicción en sí misma?

Es sencillamente ridículo, como lo de que un detective de una serie de televisión no pueda fumar porque es un mal ejemplo, pero sí disparar.

Personalmente no me gusta lo de los abrigos de visón y similares y no defiendo su cría para el uso de sus pieles; nunca lo he hecho. No estoy en este artículo defendiendo tal actividad, pero por favor…, no seamos ridículos y no perdamos el norte. Confundir realidad y ficción podría, posiblemente, considerarse una enfermedad mental y habría que hacérselo mirar.

Ramón Cerdá

Ramón Cerdá
Empresario - Sociedades Urgentes
Ontinyent, 1964

Fundador de GMC Asesoría de Empresas, SOCIEDADES URGENTES y Mi Libro en Papel, además de escritor, novelista, bloguero, editor y corrector de textos en EL FANTASMA DE LOS SUEÑOS.

Autor de LA HABITACIÓN DE LAS MARIPOSAS, HACIENDA [NO] SOMOS TODOS, LOS ELEMENTOS DEL ESTILO LITERARIO y otros muchos títulos.
Dejar un comentario?

4 Comentarios.

  1. Pepe Barrientos

    Vivimos en una dictadura de la censura, siempre hay alguien “ofendido” por lo que hace otro. Curiosamente esos ofendidos no ofrecen ni producen nada en esta sociedad, solo estan para dar porculo a los demas, a joder el trabajo de los demas.

  2. Me tengo que reir por fuerza y mire que simpatizo con PETA, pero esto de los videojuegos políticamente correctos me supera.

    Aunque todavía no nos hemos olvidado de cuando la DGT multó (o intentó, no sé) a una productora de cine por un cartel en el que Tom Hanks y Julia Roberts iban en moto sin casco.

    Pues no sé qué pasará con el Call of Duty…

Deja un comentario


La Lectura de Ramón