Sueldo Nescafé. Incompatibilidades con el subsidio público

Ya tardaba en aparecer alguna situación de este tipo relacionada con el conocido como «sueldo Nescafé». Hay que tener en cuenta que Hacienda y la Seguridad Social siempre están atentas a lo que ocurre a su alrededor, y cuando ven la posibilidad de hincar el diente, no dudarán en hacerlo. Unas veces tendrán razón (esta vez la tienen más que un santo), otras sin duda no la tienen, y otras, aun teniéndola, su actuación puede ser considerada como abusiva. En este caso se trata de una señora de 65 años que desde el año 2008 ha estado recibiendo puntualmente un total de 1.520 euros al mes en concepto de «sueldo Nescafé».

¿No se puede cobrar del paro mientras se cobra el sueldo Nescafé?

#Sueldo Nescafé

Sueldo Nescafé
Una sentencia muy correcta

El argumento es que el sueldo Nescafé supera el importe del salario mínimo interprofesional y eso lo hace incompatible con percibir el subsidio público. Pienso que es algo lógico y normal. Otra cosa sería analizar la compatibilidad del «sueldo Nescafé» con el paro, como parece que se ha estado diciendo por ahí (confundiendo paro y subsidio público que son conceptos muy distintos). Aquí se habla del subsidio público, algo que se cobra (o se intenta) cuando una persona no tiene recursos económicos, y esta señora, no solo los tiene, sino que además son vitalicios (hasta que se muera). ¿Quiere eso decir que no podrá cobrar ningún tipo de pensión? Entiendo que si le corresponde una pensión por haber cotizado, eso sí que debe ser compatible con el sueldo Nescafé, por el mismo motivo que debería serlo el paro, pero no el subsidio.

La sentencia es del Tribunal Superior de Justicia de Baleares y lo que dice es que esta señora no tiene derecho a cobrar el subsidio para personas mayores de 52 años (que lleva más de cuatro años cobrando). La sentencia es clara en cuanto a que deberá devolver lo cobrado durante los últimos cuatro años. Lo anterior queda prescrito.

Para dejar más claro el asunto, esta señora cobró en su momento durante 300 días el paro. La sentencia no exige la devolución del paro en ningún momento, sino la devolución del subsidio posterior. Insisto en ello porque hay mucha confusión en eso en lo que he estado leyendo por ahí. El sueldo Nescafé sí es compatible con el paro y entiendo que con la pensión.

 

Puede que Hacienda nos robe, pero también nos roba la gente que, teniendo ingresos, y además garantizados, se pone a cobrar el subsidio que sale de nuestras cotizaciones. 244 páginas Tapa Dura Sin portes Solo 12 euros

Puede que Hacienda nos robe, pero también nos roba la gente que, teniendo ingresos, y además garantizados, se pone a cobrar el subsidio que sale de nuestras cotizaciones.
244 páginas
Tapa Dura
Sin portes
Solo 12 euros

Mi opinión personal:

La sentencia es correctísima. Que se le exija la devolución de los cuatro años cobrados indebidamente, es correcto. Que una persona que tiene ingresos que superan en un 75% el SMI pida ayudas para aprovecharse del sistema, es abusivo, por mucho que diga que hubo buena fe y nunca ocultó lo del sueldo Nescafé. Evidentemente no lo ocultó, pero porque estaba en la declaración de renta. Cierto que la Administración debería de haberlo detectado en su momento y haberle denegado la ayuda, pero está en su derecho a reclamar ahora que se ha dado cuenta del error.

Ramón Cerdá

Ramón Cerdá
Empresario - Sociedades Urgentes
Ontinyent, 1964

Fundador de GMC Asesoría de Empresas, SOCIEDADES URGENTES y Mi Libro en Papel, además de escritor, novelista, bloguero, editor y corrector de textos en EL FANTASMA DE LOS SUEÑOS.

Autor de LA HABITACIÓN DE LAS MARIPOSAS, HACIENDA [NO] SOMOS TODOS, LOS ELEMENTOS DEL ESTILO LITERARIO y otros muchos títulos.
Dejar un comentario?

7 Comentarios.

  1. A mi me parece correctísima esta sentencia, si Hacienda, la Seguridad Social y demás Admon. Pub. cuando reclaman una cantidad indebidamente cobrada por una persona física o jurídica (me da lo mismo), se aplicaran también ellos el cuento y a la hora de reclamar un impago fueran igual de coherentes. Y lo digo por experiencia propia…
    Si en lugar de rapiñar como buitres y exigir los cobros pendientes con unos intereses cual vulgares usureros, y/o en los tiempos y forma debidos, además de por su verdadera cuantía y no la que se sacan del bolsillo con leyes, normativas y demás… otro gallo cantaría a la hora de que el españolito de a pie, que a duras penas llega a final de mes, viera una forma de escabullir el bulto…
    Llevo peleando con ellos desde el año 2001 por un embargo, así que he aprendido un poco como se mueven estos chorizos y de ladrón a ladrón…

  2. Hay algo que no me casa. Los subsidios no duran cuatro años.

    • Como estas cosas según las comunidades funcionan de maneras diferentes, no lo sé. Las noticias plantean que se trata del subsidio que ha ido renovando año tras año… hasta cinco anualidades después de haber agotado el paro. El testimonio de la propia afectada dice que cada año presentaba su renta entre la documentación solicitada para la renovación.

  3. Dan ganas de trabajar gratis.

  4. Blanco y en botella.
    No hay más que decir.

Deja un comentario

Trackbacks y Pingbacks:


La Lectura de Ramón