Banco Sabadell y el independentismo catalán

Con todo el asunto este del independentismo catalán, que no voy a valorar en este post, ocurre como en tantas otras cosas. Siempre que se trata de un tema que afecta a muchas personas, nos encontramos con un bipartidismo, o mejor todavía, con una bipolaridad social de la que ya he hablado en multitud de ocasiones; ocurre entre fumadores y no fumadores, entre taurinos y antitaurinos, entre partidarios del euro y contrarios a la moneda única, etcétera. Un amplio e interminable etcétera. Por eso cuando se dicen cifras estimativas del posible éxito o fracaso del independentismo catalán, nos movemos en cifras que rondan el cincuenta por ciento. La impresión, a falta de un referéndum en el que participasen todos los implicados (el problema de los referéndums y de las elecciones es que hay mucha abstención que vicia los resultados), es que más o menos la mitad así lo quieren y la otra mitad está en contra. ¿Es cierto que el Banco Sabadell se ha posicionado en contra del independentismo?

¿Qué haría el Banco Sabadell ante una posible independencia catalana?

#Banco Sabadell

Banco Sabadell. ¿Cambiaría de sede ante una hipotética independencia catalana?

Estoy seguro de que a estas alturas todas las empresas que tienen parte de su negocio fuera de las «fronteras» catalanas, a fecha de hoy ya tienen decidido qué hacer, o al menos ya se lo han planteado muy seriamente. Lo que ocurre es que la mayoría no se posicionan porque posicionarse a favor del independentismo genera rechazo fuera de Cataluña, y hacerlo en contra, lo puede generar dentro. Lo más aconsejable para las empresas es mantener la boca cerrada y mantenerse en una zona convenientemente gris, alejada de blancos ni negros.

Cuando no hace mucho se relacionó a Codorníu con la consulta independentista, no tardaron las redes sociales en hacerse eco de un boicot en toda regla para que no se comprara cava catalán. Ni sé si es cierta la implicación de Codorníu en la consulta, ni soy partidario de boicots empresariales por temas políticos, pero lo que está claro es que a Codorníu le preocupó lo sucedido y, entre otras cosas, realizó una comunicación a sus empleados diciendo que nada tenían que ver con el buzoneo del 9-N y solicitaron que se trasladara el mensaje a todos sus clientes para evitar precisamente eso, un boicot a sus productos en el resto de España.

Creo que fue el pasado viernes cuando un representante del Banco Sabadell dijo que priorizaría tener su sede dentro de la Unión Europea en caso de independencia catalana. Es decir, que se posicionaba en contra del independentismo, o así se interpretaron sus palabras.

No sé si están a favor del independentismo o no, ¿cómo voy a saberlo? Lo que sí sé, y entiendo, es que como empresa de cierto nivel que es, es normal que le preocupe este asunto porque puede afectarle mucho económicamente; y mezclar empresas y política nunca ha sido una buena idea.

Como anécdota relacionada con Banco Sabadell quiero contar lo siguiente:

Hasta hace unas semanas, para comunicarme con el Banco Sabadell en Madrid, tenía un par de teléfonos de contacto. Cuando llamamos desde mi despacho hace apenas quince días para una consulta, nos respondieron en catalán. Ante nuestra sorpresa, preguntamos si es que nos habíamos confundido de teléfono, y su respuesta fue que no, que habían CENTRALIZADO LA ATENCIÓN TELEFÓNICA EN BARCELONA. Eso es una decisión empresarial y a priori no me parece ni bien ni mal; cada cual es libre de tomar esas decisiones en su casa. Ahora bien, si yo tengo una empresa que tiene clientes en todo el territorio nacional y decido, por costes o por simpatías, centralizar la atención en Cataluña, ni harto de vino voy a permitir que mis empleados respondan al teléfono en catalán. ¿Eso no lo han pensado? ¿No es absurdo contestar en catalán cuando el cliente puede ser de Madrid o de Bilbao? Esas son las cosas que nunca entenderé.

Claro que tampoco entiendo que en la Hacienda Foral del País Vasco, por muy independiente que sea, se conteste en vasco al teléfono (cosa que también me ocurre), porque cuando llamamos desde fuera, del vasco no se entienden ni los buenos días (si es que han tenido la amabilidad de contestar así). Uno se encuentra con una parrafada en vasco que suena a extraterrestre, y lo digo con todos mis respetos hacia el idioma.

En cualquier caso, yo sí sé muy bien lo que haría en caso de independencia si tuviera la empresa allí, pero como no aporto nada diciéndolo, me lo voy a callar.

Ramón Cerdá

 

Ramón Cerdá
Empresario - Sociedades Urgentes
Ontinyent, 1964

Fundador de GMC Asesoría de Empresas, SOCIEDADES URGENTES y Mi Libro en Papel, además de escritor, novelista, bloguero, editor y corrector de textos en EL FANTASMA DE LOS SUEÑOS.

Autor de LA HABITACIÓN DE LAS MARIPOSAS, HACIENDA [NO] SOMOS TODOS, LOS ELEMENTOS DEL ESTILO LITERARIO y otros muchos títulos.
Dejar un comentario?

9 Comentarios.

  1. Antonio Teruelo Riesco

    Yo soy cliente del Banco Sabadell y en ningun momento , nadie me ha atendido en Catalan y si alguna vez lo hacen yo con mucha educacion les dire que en castellano por fabor ,y si aun siguen hablandome en un dialecto que no entiendo , tambien amablemente los mandare a la mierda.Y despues de esto me ire a mi oficina y seguro alli me atenderan en castellano.

  2. yo he recibido de una empresa catalana una carta ofreciendome servicios en catalás, osea que me pide trabajao y me lo pide en catalán, la solución me la plantee hace más de 20 años no compro nada que viene de allí ni seat ni cava ni nada que ponga dirección de alli y lo que deberiamos exigir es que sacasen sus productos con numero de país de origen por lo menos para los que piensan como yo no equivocarnos y comprar algo de allì, que como es mi caso no les voy a comprar y de los que montaron esta juerga de EUROPA/EURO llamese Alemania igual, no compro nada que venga del allí me da igual que la empresa este en Caceres, o otro pueblo, que se los compren los chinos o rumanos.

  3. Ramón
    Lo de que la mitad está en contra de la independencia es falso. Mírete encuestas y demás y simplemente no metas en el saco de los que están en contra a los indecisos o a los que no se pronuncian en este sentido.

    Y con lo que explicas de la anécdota, estás mezclando peras con manzanas. Parece que quieras generar polémicas donde no las hay. Si te responden en catalán y no lo entiendes pues pides que cambien de idioma y listos. Lo mismo con el euskera. Y ya te digo yo que el Sabadell (ni ninguna empresa) se irá cuando Cataluña sea independiente, porqué la mayor parte de su negocio lo tiene en Cataluña.

  4. Josep Badrenas

    solución: telefono 902 de pago i …. si quiere ser atrendido en castellano pulse 1…. si vol ser ates en català, pulsi 2….. si vous volez êrtre … en franáis, pr3mez 3… en polaco 4, en lituano 5… etc. y al cabo de un minuto, cuando ya has generado un euro a la factura del telefono, te contestan en lo que les sale…
    Me parece que no es necesario crear un problema donde no lo hay. En Catalunya, todo el mundo habla perfectamente el castellano y la mayoría, tambien el catalán como es lógico y normal… Supongo que el abogado catalán que menciona Francisco, no habria tenido ningun inconveniente en expresarse muy correctamente en castellano, i punto, Otra cosa sería que el Sr. Frnacisco tuviera que seguir la conversación en catalán, a lo que no tiene ninguna obligación, pero que tampoco le estaría por demás ya que el catalán es co-oficial en España y el saber no ocupa lugar…..Seguramente sabe o tiene por lo menos nociones de inglés, a pesar de que le cae más lejos.

  5. José Antonio Gracia Percebal.

    ¿Cuando ha sido el “dinero” independentista?

    Yo, he vivido y trabajado cuarenta y un años en Cataluña, sigo sin tener dinero y me siento un ciudadano del mundo.

    Siempre he pensado que las patrias, las banderas y… para lo único que han servido y sirven es para desunir y crear conflictos.

    Mi patria esta compuesta solamente por mi familia, y lo siento por los independentistas. Los respeto, pero no comparto sus ideas.

  6. Me consta que el Sabadell no es independentista. Lo de contestar en catalán a los clientes de otras partes de España es un error empresarial manifiesto, no creo que por catalanismo. Deberían aprender de La Caixa (Caixabank) que tiene muchos de sus servicios centrales en Cataluña y jamás, desde hace muchísimos años que trabajo con ellos, me han contestado en catalán.

    • Yo pienso que puede ser algo incluso del personal encargado del teléfono, acostumbrado a mirarse el ombligo en el «solo catalán». No he vuelto a llamar, pero supongo que es algo que habrán solucionado o tendrán que solucionar si no quieren caer en el ridículo empresarial.

      • Hace años en un pleito en Barcelona el procurador de allí nos mandó su primer fax solicitando provisiones de fondos etc (despacho de abogados de Madrid) en catalán. Le llamé a los cinco minutos (hablando en catalán ya que estudie allí unos años) para explicarle que habíamos decidido prescindir de su representación , no porque hablase en catalán sino porque no podíamos dejarnos representar por alguien o tan tonto, o tan maleducado. Creo que muchas empresas tardarán exactamente esos mismos 5 minutos, simplemente porque no pueden salirse de Europa y/o perder su cuota de mercado en el resto de España.

        • Mucha gente no entiende que eso de dirigirse en catalán u otra lengua en según qué casos es verdaderamente una cuestión de MALA EDUCACIÓN. Un ejemplo muy claro que podemos ver incluso en este blog: Alguien escribe en catalán, otros le contestan en castellano, el primero sigue escribiendo en catalán, importándole bien poco el idioma original del blog y que todos puedan entender o no lo que diga.

Deja un comentario


La Lectura de Ramón